Amazón    Hoteles    Apartamentos    Libros  

 

 

Visita a

Praga

Su céntrica situación en Europa hace que llegar a Praga sea posible de múltiples formas, siendo las más comunes el avión y el tren.

Tanto para llegar a Praga como para ir a cualquier lugar de la República Checa, el principal punto de entrada es el Aeropuerto Internacional de Praga (Aeropuerto de Ruzyne, PRG). El aeropuerto está situado a unos 15 kilómetros al oeste de la ciudad y cuenta con 3 terminales.

En tren..

Si estáis haciendo un viaje combinado por Europa Central lo más lógico es llegar en tren desde Viena, Budapest o Bratislava.

En coche

Si eres aventurero y te gusta viajar en coche, son 2.300 los kilómetros que separan Madrid de Praga.Los lugares de mayor interés turístico están bastante concentrados, por lo que se trata de una ciudad para pasear, muy fácil de visitar. Stare Mesto, Ciudad Vieja de Praga su centro histórico , es una zona de calles estrechas en buena parte peatonales, siempre muy concurridas por los turistas, las cuales te han de conducir hacia el centro neurálgico de la ciudad.

 

 

 

Qué ver en barrio judío Josefov

De entrada te diré que el antiguo Cementerio Judío es el centro neurálgico del barrio, y desde él se inicia el tour turístico que incluye la visita a varias sinagogas.

El cementerio judío se ubica en un entorno boscoso que en la actualidad se encuentra rodeado de viviendas.En el cementerio hay más de 11.000 sepulturas que por falta de espacio se han venido amontonando a lo largo de los años.  De una forma caótica se ubican las tumbas y las sepulturas.

Sinagogas en Praga

Entre las distintas sinagogas que se pueden visitar, destaca la Sinagoga Vieja Nueva, o Staronova, la cual fue construida en el año 1270, con un estilo entre románico y gótico, y que es la más antigua de Europa entre las que se siguen utilizando para el culto.

La Sinagoga Española tiene un estilo morisco, y su nombre proviene de los judíos que se refugiaron en ella procedentes de España, tras ser expulsados por los Reyes Católicos a finales del siglo XV. Alberga una colección de tejidos sagrados procedentes de toda Europa.

La Sinagoga Pinkas, construida en 1535 sobre unos restos románicos, en la actualidad se ha convertido en un memorial de las 77.000 víctimas del nazismo en Bohemia.

El Puente de Carlos las vistas del barrio de Mala Strana y del Castillo de Praga lugares imprescindibles de visitar.

El puente es un lugar de encuentro para todos los visitantes de Praga, y seguro que lo cruzarás varias veces durante tu estancia en la capital de la República Checa.

 

 

 

 

más info:

https://es.wikipedia.org/wiki/Praga

 

HOME